XIX Aniversario de la demanda ciudadana Proyecto Varela.

Foto: Agencias

LA PRIMAVERA DE CUBA. 10 de mayo 2002-10 de mayo 2021. Por Regis Iglesias

Hasta ahora la única respuesta a los mas de 35,000 ciudadanos que hemos respaldado esta iniciativa de ley ha sido la persecución, el secuestro, la cárcel, el destierro y el asesinato. Pero hasta que no se reconozca y garantice el pluralismo político, la libertad de información, hasta que no se reconozcan libertades económicas a los cubanos, no se decrete una amnistía, no se apruebe una nueva ley electoral donde los ciudadanos puedan ser propuestos por el pueblo y no se celebren elecciones en medio de un ambiente de respeto a la soberanía popular, la diversidad de opiniones y podamos elegir libremente el gobierno que represente a los cubanos no renunciaremos a mantener nuestra demanda cívica recordando que el régimen cubano es un régimen gansteril que no respeta los derechos de los ciudadanos ni la soberanía de los cubanos.

Aciprensa: El MCL mantendrá la demanda del Proyecto Varela de elecciones libres ante un régimen que no respeta Derechos  Humanos  ni soberanía de cubanos

EL MCL denuncia: Gobierno de Cuba solo ha sabido responder al Proyecto Varela con represión.

El Movimiento Cristiano Liberación (MCL), denunció que en los 19 años que tiene de presentado el Proyecto Varela, con el respaldo de más de 35 mil firmas, la única respuesta del Gobierno cubano “ha sido la persecución, el secuestro, la cárcel, el destierro y el asesinato”.

Este 10 de mayo se cumplen 19 años de la presentación del Proyecto Varela ante la Asamblea Nacional del Poder Popular. En el 2002, el fundador del MCL, Oswaldo Payá, llevó con otros miembros del movimiento las primeras diez mil firmas que respaldan esta iniciativa de ley para que, a través de reformas políticas, Cuba inicie su transición a la democracia.

En el 2003 Oswaldo Payá entregó otras 14 mil firmas, y en marzo de 2016 el actual coordinador nacional del MCL, Eduardo Cardet, presentó diez mil firmas más.

“Hasta ahora la única respuesta a los más de 35.000 ciudadanos que hemos respaldado esta iniciativa de ley ha sido la persecución, el secuestro, la cárcel, el destierro y el asesinato”, expresó el MCL en un comunicado publicado este lunes en su sitio web.

Sin embargo, aseguró que no renunciará “a mantener nuestra demanda cívica recordando que el régimen cubano es un régimen gansteril que no respeta los derechos de los ciudadanos ni la soberanía de los cubanos”.

El Proyecto Varela se basó en la Constitución vigente hasta el 2019, cuyo artículo 1 reconocía “el derecho a la libertad política”, y su artículo 88 inciso g permitía “a más de 10.000 ciudadanos con derecho al voto presentar a la Asamblea Nacional del Poder Popular iniciativa de leyes”.

La actual Constitución, en su artículo 164, inciso k, también reconoce el derecho de los ciudadanos a presentar iniciativas legislativas con el “requisito indispensable que ejerciten la iniciativa como mínimo diez mil electores”.

Sin embargo, el artículo 227 de la nueva Carta Magna establece que una iniciativa ciudadana de reforma constitucional debe estar respaldada por 50 mil firmas. Este requisito no era contemplado en la Constitución de 1976, bajo la cual se presentó el Proyecto Varela.

Antonio Díaz, secretario general del MCL, dijo a ACI Prensa que esta nueva exigencia muestra que “la intención del Gobierno es detener todo tipo de expresión popular” como es una iniciativa legislativa.

Díaz señaló que mientras en una democracia se pueden recoger cien mil firmas, “en una tiranía” es difícil recolectar tres mil. “Entonces, qué es lo pasa en este caso: lo que está impidiendo el Gobierno cubano no es el Proyecto Varela como tal, sino que está obstaculizando la capacidad del pueblo dificultándolo, porque 50 mil firmas en una sociedad donde no hay espacio de libertad, donde no hay prensa libre, donde no hay partidos independientes, es muy difícil”, dijo este 10 de mayo.

En marzo de 2016, Eduardo Cardet relató que “recolectar una firma de apoyo a un proyecto independiente en Cuba significa atraer la represión del régimen, significa la expulsión de un centro de estudios o de trabajo, significa ser marcados como enemigos de esta dictadura totalitaria”.

Antonio Díaz dijo que cuando el régimen de Fidel Castro hizo la Constitución de 1976, “su control era férreo y total”, por lo que era más que imposible “recoger diez mil firmas en su contra o proponer algo que no les fuera agradable”. Con los años “el pueblo cubano ha ido ganando espacios, y en el año 2002 cuando entregamos diez mil firmas, ellos entendieron que las cosas habían cambiado constantemente desde el momento en que introdujeron ese artículo en la Constitución”.

Por ello, con esta nueva modificación “lo que están intentado es mantener ese secuestro de la soberanía. Por eso nosotros nos concentramos en exigir, como vía, método, la realización de elecciones libres y plurales, donde puedan participar los ciudadanos de manera independiente, con ideologías políticas diferentes a la del Partido Comunista”.

En este nuevo aniversario de la entrega de firmas del Proyecto Varela “estamos recordando que el pueblo un día se expresó, dijo lo que quería”, pero “el gobierno se burló de eso y lejos de conceder esta demanda legal, lo que ha hecho es establecer más aún, el estado represivo”, expresó el secretario general del MCL.

En marzo de 2003, 75 opositores, entre ellos varios promotores del Proyecto Varela fueron encarcelados arbitrariamente por el régimen de Fidel Castro en lo que se conoció como la Primavera Negra. Paulatinamente fueron excarcelados, pero varios de ellos fueron enviados al exilio y otros permanecen en Cuba bajo ciertas condiciones de libertad.

“Por eso decimos, la solución [a Cuba] está dentro del Proyecto Varela: la convocatoria a elecciones libres, su punto número cinco”, afirmó el secretario general del MCL.

En sus declaraciones a ACI Prensa, Díaz señaló que el MCL pide a toda la oposición, a la comunidad internacional y al pueblo de Cuba, concentrarse “única y exclusivamente en una sola demanda: la celebración de elecciones libres y plurales, porque en ninguna parte del mundo ha existido una transición a la democracia si no se realizan elecciones libres”.

“Fue en Polonia, Chile, en Bulgaria, en todas partes del mundo en que se ha transitado a la democracia es con elecciones libres, y de eso es lo que el gobierno cubano no quiere que se hable”, señaló.

“Cuando pedimos esto, lo que estamos pidiendo es que se acabe la tiranía concretamente, concretamente que se devuelva al pueblo la capacidad de decidir, que se devuelva al pueblo la soberanía”, afirmó.

Martínoticias:  Antonio Díaz Sánchez: ( Secretario General del MCL) “El Proyecto Varela está vigente porque los mismos males que teníamos hace 19 años, los tenemos ahora»

El 10 de mayo de 2002 un grupo de integrantes del Movimiento Cristiano Liberación, liderado por Oswaldo Payá Sardiñas, entregó las primeras 11 mil 20 firmas del Proyecto Varela a la Asamblea Nacional del Poder Popular en la capital cubana.

El Proyecto Varela, que abogaba por reformas políticas en Cuba, está basado en el artículo 88 de la Constitución cubana de 1992, que permite a los ciudadanos proponer leyes si 10 mil electores registrados presentan sus firmas a favor de la propuesta.

En conversación con Radio Televisión Martí, uno de sus protagonistas, el ex prisionero político Antonio Díaz Sánchez, actualmente exiliado en Miami, rememoró el entorno en que se gestó aquel memorable hecho.

“No podemos dejar pasar las circunstancias, sin recordar a Oswaldo Payá, que fue el gran cerebro, el gran organizador y redactor fundamental del Proyecto Varela”, dijo Díaz Sánchez quien junto a Regis Iglesias y los ya fallecidos Oswaldo Payá y Julio Ruiz Pitaluga concurrieron al Parlamento cubano.

“Teníamos la casa, donde estaban las firmas, frente al Parque Manila del Cerro, rodeada por agentes de la Seguridad del Estado que permanecían constantemente vigilando. Se esperaba, para el 12 de mayo, la llegada del ex presidente Jimmy Carter a Cuba”, relató Díaz Sánchez, quien un año después fue encarcelado en el proceso penal contra 75 opositores y periodistas independientes en la Primavera Negra del 2003.

“Las autoridades y la policía política, quizás, esperaban que nosotros entregáramos las firmas cuando ya Carter estuviera en La Habana, pero decidimos hacerlo antes, pues lo nuestro era un problema nacional».

«Evidentemente, si coincidía con la cobertura de prensa que iba a seguir la visita del ex mandatario estadounidense, la primera en más de 50 años, pues tendría más repercusión internacional, que era uno de los objetivos: que la opinión pública internacional conociera que el pueblo cubano necesitaba y deseaba cambios”, indicó el ex preso político.

El 14 de mayo del 2002, Carter defendió el Proyecto Varela en el discurso que pronunció frente a Fidel Castro en la Universidad de La Habana.

“Ese día nos distribuimos las tareas. Yo, por ejemplo, fui a la Asamblea Nacional para verificar que estuviera abierta e hicimos una coordinación a través de claves. Después de comprobarlo, avisé. Las personas que tenían que convocar a la prensa extranjera, lo hicieron. Oswaldo que estaba en su trabajo, regresó para el acto y, gracias a Dios, contamos con el factor sorpresa, aun así, inmediatamente que las cajas con los documentos signados salieron de la casa, bajo la cobertura de la agencia CNN, que había sido convocada para ese lugar, el auto donde se transportaban las firmas fue perseguido hasta la Asamblea Nacional”.

“Yo me encontraba en los alrededores de la sede del gobierno y los vi llegar perseguidos por la Seguridad del Estado. Pero pudimos entrar al recinto sin más contratiempos de los que habíamos tenido, durante años, para recogerlas”.

El régimen argumentó que los promotores del proyecto no acreditaron la condición de electores de los firmantes como exigía la ley complementaria, o sea, el Reglamento de la Asamblea Nacional, que el 26 de junio de ese mismo año votó, unánimemente, para modificar la Constitución y mantener el sistema político de forma irrevocable.

Vigencia del Proyecto Varela

“El Proyecto Varela está vigente porque los mismos males que teníamos hace 19 años, los tenemos ahora. Es decir, la esencia de la tiranía cubana es la falta de capacidad del pueblo para hacer el ejercicio soberano de elegir a sus gobernantes. Ése es el objetivo fundamental del referendo que se pedía, que se pide, para que el pueblo sea capaz de solucionar, sabiamente y entre todos los cubanos, la gravísima situación que tenemos dentro de Cuba», subrayó Díaz Sánchez.

“Si en aquel momento era necesario que se convocara a elecciones libres, pues todavía continúa esa necesidad. La convocatoria a elecciones libres y plurales es el único paso insustituible en una transición a la democracia, de manera que todavía nos queda como asignatura pendiente a toda la oposición y a todo el pueblo de Cuba, el reclamo constante y único de un proceso de elecciones libres que devuelva la soberanía al pueblo y que arrebate el poder a los que se lo han secuestrado por años”.

Proyecto Varela: antecedente de reclamos ciudadanos actuales

Aunque antes del Proyecto Varela otras iniciativas hicieron demandas a las instituciones cubanas, no lograron tanta cobertura mediática ni la anuencia a sus propuestas de miles de ciudadanos.

“Si bien no fue el Proyecto Varela el pionero, lo que queda claro es que marcó un cambio en ese sentido porque los cubanos tenemos que reclamar nuestro derecho dentro de Cuba, de una manera cívica, pacífica y reclamando el cumplimiento de la ley, la propia ley vigente dentro de Cuba”.

“Basta de lamentos. Basta de descripción de la realidad. La hemos descrito por muchísimos años. Nos hemos lamentado de lo que nos está pasando. Ya es el momento en que el reclamemos, cívica y pacíficamente, los derechos para el pueblo de Cuba y no hay mejor manera que reclamar a las mismas personas que están violando nuestros derechos. Por eso yo creo que el Proyecto Varela marcó un antes y un después en el reclamo cívico de los cubanos», concluyó Díaz Sánchez.

MartiNoticias Hace 19 años, el Proyecto Varela hizo historia

Activistas de los derechos humanos de Cuba recordaron este lunes el 19 aniversario del Proyecto Varela, en el cual se entregaron mas de 10 mil firmas a la Asamblea Nacional del Poder Popular para pedir un plebiscito acerca del sistema político del país.

El Proyecto Varela fue organizado por Oswaldo Payá, fundador del Movimiento Cristiano Liberación, MCL. Las primeras 10 mil firmas fueron entregadas el 10 de mayo del 2002, pero luego aumentaron a 35 mil.

El 14 de mayo del 2002, el expresidente de Estados Unidos, Jimmy Carter, visitó Cuba y defendió el Proyecto Varela en el discurso que pronunció frente a Fidel Castro en la Universidad de La Habana.

“Todos los ciudadanos nacen con el derecho de escoger sus propios líderes, de definir su propio destino, de hablar libremente, organizar partidos, sindicatos y grupos no gubernamentales y de tener procesos legales abiertos y justos”, declaró Carter.

No obstante, la petición fue descartada por el régimen, el cual modificó la Constitución y recurrió a la fuerza para silenciar a la oposición.

El 26 de junio de 2002, la Asamblea Nacional votó unánimemente para modificar la Constitución y mantener el sistema político de forma irrevocable: «En la República de Cuba, la soberanía reside en el pueblo del cual dimana todo el poder del Estado, el socialismo y el sistema político establecido que habiendo demostrado su capacidad de trasformar el país y crear una sociedad enteramente nueva y justa, es irrevocable. Cuba no volverá jamás al capitalismo».

En diciembre del 2002, el Parlamento Europeo distinguió a Oswaldo Payá con el Premio Sájarov a la Libertad de Conciencia por su lucha pacífica a favor de la democracia en Cuba.

Sin embargo, solo 10 meses después de la entrega de las 10 mil firmas, Fidel Castro desató la Primavera Negra del 2003, en la cual 75 intelectuales y activistas, muchos de los cuales apoyaban el Proyecto Varela, fueron arrestados y condenados a largas condenas de prisión.

Regis Iglesias, vocero del Movimiento, dijo que el pueblo nunca se olvidará del Proyecto Varela y de sus principios democráticos.

Esta web utiliza cookies, puedes ver aquí la Política de Cookies